CREA GRATIS Contrato de alquiler de nave

CREA GRATIS Contrato de alquiler de nave

  • Crea tu documento en minutos
  • Acceso desde cualquier dispositivo
  • Firma segura en línea (Próximamente)
Crea tu documento

Más información sobre Contrato de alquiler de nave

Certificado por el grupo ELS, con el soporte editorial
y la calidad técnica de las publicaciones de Lefebvre El Derecho.

Alquila una nave industrial utilizando nuestro contrato de alquiler donde se establezcan claramente las obligaciones y derechos del inquilino y del propietario. Se podrá pactar la posibilidad de que el inquilino realice las obras necesarias para que pueda usarla para el destino que necesita y la cesión o subarriendo de la misma.

Utiliza este contrato de alquiler de nave:

  • si eres propietario de una nave y quieres ponerla a disposición de un inquilino para que la use durante un tiempo

  • si eres un inquilino que pretende alquilar una nave industrial para ejercer su actividad y el propietario carece de contrato de arrendamiento

Este contrato contiene:

  • objeto y destino

  • duración

  • desistimiento y resolución

  • precio y actualización de la renta

  • gastos generales y de servicios individuales

  • fianza

  • obras

  • conservación de la nave

  • transmisión de la nave

  • cesión y subarriendo

  • derecho preferente de compra

  • Garantías adicionales

Un alquiler de nave es el alquiler de un tipo de inmueble para un destino distinto al de vivienda. Es aquel en el que el propietario o arrendador cede el uso y disfrute de un inmueble destinado al ejercicio de una actividad empresarial (industrial, comercial, profesional,...) al inquilino o arrendatario a cambio de un precio y por un tiempo determinado. El objeto del contrato es únicamente el espacio construido y apto para que en él se desarrolle un negocio.

Si vas a ceder el uso de una nave industrial de tu propiedad a otra persona es necesario que firmes un contrato de alquiler de nave en el que se establezcan las condiciones del contrato. Este contrato se regula principalmente por las cláusulas que pactéis entre  el propietario o arrendador y el inquilino o arrendatario.

Legalmente debes tomar precauciones generales para asegurar que las personas están a salvo en la propiedad. Dependiendo del tipo de actividad, de los metros cuadrados, la nave industrial deberá cumplir con las normativas vigentes de incendios, electricidad, acústica, ventilación y accesibilidad entre otras. Considera la posibilidad de salidas de emergencia, equipos de extinción de incendios, sistemas de alerta, la eliminación de sustancias inflamables, etc. Comprueba que tienes el certificado energético de la nave que ofreces para alquilar.

Los contratos de alquiler para uso distinto al de vivienda, como es el caso del alquiler de nave, están sujetos a IVA. El propietario o arrendador deberá presentar factura al inquilino o arrendatario.

El inquilino debe entregar una fianza que deberá coincidir obligatoriamente con el importe de dos mensualidades de la renta pactada.

El propietario o arrendador tiene la posibilidad de exigir garantías adicionales como por ejemplo, la exigencia de un aval personal o bancario, o la contratación por parte del inquilino o arrendatario, de un seguro de responsabilidad civil que garantizará los daños y perjuicios que como consecuencia de su actividad pudiera causar a terceros o al inmueble (por ejemplo si un incendio se inicia en la nave y se propaga a otras anexas. El contenido también debe estar asegurado: maquinaria de fabricación, mercancía y mobiliario ante incendio, robo, daños eléctricos, agua, rotura de cristales, etc.).

No existe norma legal que atribuya al inquilino o arrendatario la posibilidad de desistir o de terminar el contrato por su propia voluntad. Si lo hace incumpliría sus obligaciones y el propietario o arrendador podrá reclamar el cumplimiento del contrato o la resolución del mismo pidiendo una indemnización. Sólo mediante el mutuo acuerdo, puede darse por finalizado anticipadamente.

Pregunta a un abogado si el arrendatario recibe además de la nave, el negocio o industria en él establecido.

También puedes consultar nuestra Guía Rápida Impuestos y alquiler de locales.

Otros nombres para el Contrato de alquiler de nave

Contrato de arrendamiento de nave industrial.